¿Realidad virtual o aumentada? Mejor extendida

Publicado el jueves, 8 de noviembre de 2018

“Gracias a Innovation Community MeetUp comprendemos mejor las transformaciones que produce la tecnología, ampliando nuestra perspectiva sobre el futuro. Tenemos la oportunidad de explicar a nuestros competidores qué es lo que hace Enel y de qué manera podemos colaborar ”

– Ernesto Ciorra, Director Innovability de Enel

La revolución digital pasa por la realidad extendida

Lorenzo Montagna, Consejero Delegado de la sociedad SecondstARVR, sostiene que el mercado actual es el que dictamina la exigencia de ocuparse de realidad extendida. En los Estados Unidos está circulando una frase que no deja dudas: “Go XR or Go Home”. Si no integramos la realidad extendida a nuestro mundo, estaremos obligados a dejar nuestro lugar a otros. Lo digital, en su incesante transformación, ya no es sinónimo de internet o de redes sociales, sino que se ha transformado en un fenómeno más complejo, donde toda la dimensión perceptiva del ser humano está involucrada. En la realidad extendida convergen el hardware, el lenguaje, los contenidos, pero también el marketing y la web, fusionándose en una experiencia en la que las fronteras del entretenimiento, la interacción y la información se disuelven. El ejemplo más representativo fue ver los vídeos en 3D que, gracias al uso de dispositivos ópticos especiales (como, por ejemplo, los Oculus utilizados en una demostración del evento), permitieron vivir el mismo momento desde perspectivas completamente diferentes, en intervalos de tiempo infinitesimales. El hombre del siglo XXI se convirtió en ubicuo, líquido.

“Estamos en un punto crucial de la evolución tecnológica: hoy el producto desaparece y se transforma en experiencia. Es el éxito generado por cuatro factores: realidad aumentada, realidad virtual, inteligencia artificial y blockchain. Las empresas que no se ocupen de ellos corren el riesgo de desaparecer del mercado”

– Lorenzo Montagna, Consejero Delegado de SecondstARVR

A pesar de que se sigue relacionando la realidad aumentada y la realidad virtual con el sector del entretenimiento, su utilización está dando pasos gigantescos en el campo de los prototipos, de la manufactura, de la comunicación y del training. Matteo Valoriani, Director del equipo de desarrolladores Fifth Ingenium, habla de la “Era de la Realidad Mixta”. Herramientas como el 3D Model Viewer permiten explorar una imagen en el dispositivo como si fuera posible girar 360° alrededor de ella. Gracias al método Re-layout, las actividades de manutención de un objeto son dirigidas poniendo en evidencia las imágenes de sus componentes. Son recursos que pueden acelerar notablemente los procesos industriales y disminuir el margen de error humano y los costes de producción o manutención.

Pero claro que nada es perfecto, pues los modelos aplicativos cambian más rápido que los soportes, por lo que los contenidos a instalar deben renovarse continuamente y las tecnologías de reconocimiento visivo no son tan precisas en términos milimétricos. La velocidad de las transformaciones hace que podamos imaginar un futuro próximo en el que el ser humano podrá ser reemplazado hasta en operaciones de asistencia remota, simplemente utilizando su proyección tridimensional. Estos progresos tan evidentes se verifican también en el sector del virtual training médico sanitario, en el que la disponibilidad de datos adicionales durante las operaciones acelera el aprendizaje, consolidando la experiencia individual y ofreciendo un modelo a la industria.

El poder del algoritmo para aprovechar la RV y la RA

Tanto en la realidad aumentada como en la realidad virtual cambia el sentido del uso, aunque el principio sobre el que se basa sea el mismo: un algoritmo que permite que estén disponibles datos provenientes de cualquier lugar o que la persona que usa el dispositivo sea transportada lejos del punto en el que se encuentra físicamente, como explica Mauro Rubin, Consejero Delegado de Joinpad. El tamaño de las inversiones es muy diferente en los dos sectores (108.000 millones de dólares previstos para el 2022, de los cuales 83 serán para la RA y 25 para la RV), pero, a pesar de ello, las factorías inteligentes del futuro deberán operar en ambos sectores, porque la evolución tecnológica está abriendo las puertas a la realidad virtual en áreas de aplicación hasta ahora inimaginables.

“El verdadero reto es encontrar la mejor manera para utilizar la cantidad enorme de datos que hoy somos capaces de producir y de poner a disposición. Los algoritmos clasificadores, potenciados por el machine learning y por la inteligencia artificial, deberán comprender también las variables emotivas generadas en el contexto laboral”

– Mauro Rubin, Consejero Delegado de Joinpad

Uno de los usos más atractivos fue presentado por Guido Geminiani, Fundador y Director de Impersive: el uso en los hospitales de los dispositivos ópticos, que transmiten la sensación de interactuar en un parque de atracciones, ha significado un gran aporte a la llamada “medicina emocional”, ayudando a los pacientes más pequeños a superar la depresión o el rechazo a ser internados. La realidad virtual es una nueva manera de narrar cuentos y puede ser aplicada a todos los sectores: sanidad, turismo, cultura, deportes, industria. En Enel, los usos más importantes están relacionados con las operaciones de contadores inteligentes (Smart meters), de asistencia remota, así como el empleo de mapas de realidad aumentada, pero con el paso del tiempo las nuevas tecnologías permitirán que no se deba utilizar el manual de instrucciones y, simbólicamente, la mente y las manos de los trabajadores quedarán libres para potencialidades aún inexploradas. Como en los anteriores MeetUp, también en este se concluyó que elegir la tecnología justa, a través de un trayecto gradual de experimentación, es el paso más complejo: las inversiones para llegar a definir un producto innovador son todavía muy elevadas en la escala industrial y, por la rapidez de transformación del mercado, el riesgo de fracaso es también muy alto. El perfeccionamiento del natural language processing y el machine learning hacen que las interacciones cognitivas entre el ser humano y las máquinas sean cada vez más rápidas, acelerando los procesos industriales.

Gracias a Innovation Community MeetUp de Enel, el futuro ya está presente.