Desde 2004, Enel es miembro del Pacto Mundial de las Naciones Unidas (UNGC, por sus siglas en inglés), del que ha firmado los diez principios fundamentales relativos a los derechos humanos, los estándares laborales, la conservación del ambiente y la lucha contra la corrupción, que son compartidos universalmente y que derivan de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, de la Declaración de la Organización Internacional del Trabajo relativa a los principios y derechos fundamentales en el trabajo, de la Declaración de Río sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo y de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción.

Desde 2011, Enel forma parte del Pacto Mundial LEAD, un pequeño grupo de empresas (34 en 2018) líderes en sostenibilidad a nivel mundial. En 2015, el Consejero Delegado y Director General, Francesco Starace, fue elegido miembro del Consejo del Pacto Mundial, siendo Enel la única representante del sector eléctrico y la única empresa italiana. En septiembre de 2018, Enel fue confirmada empresa LEAD, y en el mismo año, Francesco Starace fue nuevamente designado por el Secretario General de las Naciones Unidas (António Guterres) miembro del Consejo del Pacto Mundial para el próximo trienio (2018-2021).

Siendo parte del Pacto Mundial, Enel debe enviar todos los años a sus grupos de interés la Comunicación de Progreso (COP, por sus siglas en inglés), un informe de los progresos cumplidos y de los resultados alcanzados relacionados con los diez principios del Pacto y los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas. La COP, además de ser una prueba del compromiso asumido por las empresas que se han unido al Pacto Mundial, también es una herramienta útil que facilita la formación, estimula el diálogo y promueve acciones concretas, lo que permite compartir experiencias entre los participantes de la iniciativa.

A partir de 2018, uno de los requisitos que permiten que una empresa sea reconocida como LEAD es la presentación de una Comunicación Avanzada sobre el Progreso, que además de satisfacer los requisitos básicos, expone y promueve buenas prácticas y cumple con los 21 criterios avanzados relacionados con diferentes áreas: estrategias, buen gobierno, involucración de los grupos de interés, objetivos de las Naciones Unidas e implementación de los diez principios y de una cadena de valor, verificación y desempeño del rendimiento.

Para más información, visita las siguientes páginas web: