La energía renovable de Enel para el centro de datos de Facebook

Publicado el martes, 17 abril 2018

El centro de datos que Facebook está construyendo en Papillion, Nebraska, será alimentado al 100% con energía renovable. Y esto, en parte, es gracias a Enel Green Power North America, nuestra filial estadounidense de energías renovables y a su nuevo parque eólico de Rattlesnake Creek.

El parque de Rattlesnake Creek, que debería estar operativo antes de finales de 2018, tendrá una capacidad instalada de 320 MW y podrá generar alrededor de 1.3 TWh al año.

La energía producida se utilizará para alimentar el centro de datos de Papillion, una pequeña localidad de la periferia de Omaha a 190 km al sur Rattlesnake Creek. La primera parte de la instalación finalizará antes de 2020. Este será el noveno centro de datos de Facebook y el sexto en Estados Unidos; los demás están situados en Suecia, Irlanda y Dinamarca.

Concretamente, Facebook y Enel Green Power North America han firmado, un contrato de compra de energía, es decir, un acuerdo que garantiza el suministro a largo plazo y que permitirá al centro de datos funcionar al 100% con energía renovable.

También se ha firmado un acuerdo con Adobe según el que se venderán a esta empresa de software un total de 10 MW de electricidad y energía renovable provenientes de Rattlesnake Creek, a través de un acuerdo de cesión de energía durante el período 2019-2028. Mientras que para 2029 está previsto que la producción total del parque eólico abastezca el centro de datos de Facebook.

“Estamos encantados con la idea de colaborar con Facebook y Adobe en este proyecto y de poder satisfacer sus necesidades energéticas específicas con una solución personalizada. Este tipo de acuerdos son un claro ejemplo de nuestra capacidad de colaborar con clientes corporativos ofreciendo soluciones a medida, y de gestionar multiples clientes con necesidades de suministro eléctrico de diverso volumen”

– Antonio Cammisecra, Administrador Delegado de Enel Green Power

Bobby Hollis, Director de Global Energy de Facebook, ha explicado que “alimentar nuestros centros de datos con energía 100% limpia y renovable no solo es un objetivo para Facebook, es una exigencia para nuestro negocio. En el futuro, el parque eólico de Rattlesnake Creek nos permitirá alimentar el Papillion Data Center, cumpliendo nuestro deseo de extender el mercado energético a otras empresas como Adobe”.

“Estamos emocionados por haber alcanzado otra etapa fundamental en nuestros objetivos de sostenibilidad gracias a este acuerdo con Enel y Facebook”, explica Vince Digneo, estratega de sostenibilidad de Adobe. “La colaboración es todo y creemos que las alianzas de este tipo son el camino a seguir. Las adquisiciones de energía renovable a gran escala son una parte fundamental de nuestros Science Based Targets (Objetivos con base científica) y son cruciales para la descarbonización de las redes eléctricas de Estados Unidos”.

Enel Green Power, líder mundial en el sector de la energía limpia, está especializada en el desarrollo y gestión de centrales renovables en 24 países y está presente en Europa, América, Asia, África y Oceanía. La capacidad productiva total sobrepasa los 3.6 GW e incluye casi todas las fuentes renovables: desde la hidroeléctrica hasta la geotérmica, desde la solar hasta la eólica. Actualmente Enel Green Power North America gestiona un centenar de plantas.

El acuerdo con Facebook es solamente el último paso de una ambiciosa estrategia industrial que estamos creando entorno a las fuentes renovables, basada en pilares como la sostenibilidad, la innovación y la reducción de las emisiones de CO2. Este enfoque se inspira, en parte, en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de Naciones Unidas, que en septiembre de 2015 establecieron una serie de objetivos a alcanzar antes de 2030 para la protección del medioambiente y la lucha contra la pobreza mundial.

De hecho, el Objetivo de Desarrollo número 7 consiste en “garantizar el acceso a una energía económica, fiable, sostenible y moderna para todos”. Este reto es de gran envergadura si tenemos en cuenta que, actualmente, una de cada cinco personas en el mundo no dispone de una conexión eléctrica moderna. Concretamente, son tres mil millones de personas las que utilizan madera, carbón o excrementos animales como fuentes de energía para cocinar y calentarse: todos ellos combustibles altamente contaminantes. Invertir esta situación es uno de los objetivos estratégicos de Naciones Unidas y la producción de energía a partir de fuentes renovables es uno de los puntos clave de la respuesta a este desafío. Nosotros estamos firmemente decididos a cumplir con nuestra parte.