La cadena virtuosa: la sostenibilidad desde el procurement a los derechos humanos

Publicado el martes, 23 agosto 2016

Una cadena de suministro sostenible (Supply Chain and Procurement), basada en la evaluación del desempeño medio ambiental, social, de gobierno y de proveedores, hoy es un factor clave para el éxito de la empresa y el crecimiento a largo plazo.

Si el sistema de Supply Chain and Procurement no funciona correctamente, o no respeta los estándares ESG (desempeño ambiental, social y de gobierno) las empresas están expuestas a riesgos enormes, operativos y de reputación.

Para evitar estos riesgos y garantizar un crecimiento equilibrado de los contextos en los que opera (países emergentes o más avanzados) es necesario desarrollar un proceso de creación de valor que incida directamente en la cadena de suministro, en todos los aspectos.

Enel, en el curso de 2015, lanzó el Proyecto Sustainable Supply Chain, logrado a través de la estrecha colaboración entre el Departamento de Compras (Global Procurement) y el de sostenibilidad (Innovation and Sustainability), tanto a nivel global como local. De tal manera se ha creado un proceso de selección única, homogeneizando en todos los países en los que los operamos los criterios de evaluación y control de los proveedores desde un punto de vista ético y, sobre todo, del impacto en la sociedad. Es así que integramos en nuestra estrategia los temas de medio ambiente, sociales y de gobierno, creando valor compartido con empresas locales que trabajan con nosotros, en una perspectiva de economía circular.

Para lograr este resultado, la División Global Procurement ha establecido tres pasajes clave para integrar las normas de ESG en la definición de la cadena de suministro: Sistema de Calificación, Términos Generales y Condiciones, Proceso de Vendor Rating.

Un modelo que, según el Global Compact de la ONU (una red de empresas, asociaciones y organizaciones lanzada en 1999 por el entonces Secretario General de las Naciones Unidas, Kofi Annan, para promover el desarrollo sostenible en el mundo) ahora puede servir como modelo para las empresas que desean promover el crecimiento sostenible y duradero, respetando el medio ambiente, las comunidades y las personas. Durante la presentación del informe de 2016, The State of Sustainable Supply Chains: Building Responsible and Resilient Supply Chains, la organización ha informado que, de hecho, Enel como un ejemplo de lo que las empresas pueden hacer para que este importante sector económico más sostenible.

El proceso de suministro y de compra nos permite evaluar con más cuidado si las personas que trabajan con nosotros están alineadas con los objetivos y la estrategia de crecimiento sostenible del Grupo. Con esto en mente, a partir de la fase de calificación de las licitaciones, a los proveedores se les entrega un cuestionario para evaluar el grado de madurez con respecto a las cuestiones de ética, derechos humanos, prácticas laborales, sostenibilidad del medio ambiente y lucha anticorrupción y seguridad en el trabajo.

En cumplimiento de la normativa vigente, el proceso de calificación implica la presentación de una serie de documentos y la adhesión a los principios expresados en el Código de Ética, el Plan de Tolerancia Cero de la corrupción y el Modelo 231. Entre los otros requisitos, se deben respetar también los diez principios del Global Compact, con referencia específica a la ausencia de conflicto de intereses. Se coloca la misma atención en el tema de la seguridad en el trabajo: se examinan las tasas de accidente y las certificaciones OHSAS o equivalente. Por lo que se refiere a los sectores con impactos ambientales significativos elevados, se examina el desempeño del proveedor y, en su caso, se requiere implementar un sistema de gestión medioambiental que cumpla con las normas ISO 14001.

Por último, el proceso de calificación se completa con el sistema de Vendor Rating, diseñado para monitorear el desempeño de los proveedores en términos de comportamiento adecuado durante la licitación, tanto en la calidad, la puntualidad y la sostenibilidad en ejecución del contrato.

Para hacer que todo el proceso sea más sostenible y eficaz, el Global Procurement utiliza las últimas tecnologías, que permiten estandarizar los sistemas y promover las mejores prácticas. Un sitio web dedicado permite que todas las empresas del Grupo Enel y todos los proveedores interactúen y compartan información y datos, estableciendo un diálogo continuo y positivo con las empresas que trabajan con nosotros.

Un sistema abierto, para crecer juntos y crear un desarrollo sostenible para el medio ambiente y las comunidades.