Naturaleza y negocios: biodiversidad para el desarrollo sostenible

Publicado el viernes, 7 octubre 2016

Se llevó a cabo en Chennai en la India la reunión anual del Consejo Empresarial Mundial para el Desarrollo Sostenible. Protección del medio ambiente y del agua entre los problemas centrales del evento y de un grupo de trabajo coordinado por Enel.

India, tercer país del mundo en las emisiones de CO2, depósito el 2 de octubre a las Naciones Unidas el documento de ratificación del Acuerdo de París contra el cambio climático. La presentación tuvo lugar en el cumpleaños del líder histórico de la India, Mohandas Karamchand Gandhi.

Con la adhesión al Acuerdo, el gran país asiático se ha comprometido a producir en el año 2030 al menos el 40 por ciento de su electricidad a partir de fuentes no fósiles, incluyendo 175 gigavatios de energía renovable para 2022.

Una señal importante hacia un modelo de crecimiento sostenible de uno de los países donde el tumultuoso desarrollo económico difícilmente se combina con el respeto hacia el medio ambiente y los recursos naturales. Justamente para hablar de sostenibilidad y empresa, del 3 al 6 de octubre Chennai fue sede de la reunión anual del Consejo Mundial Empresarial para el Desarrollo Sostenible (World Business Council for Sustainable Development WBCSD), la red internacional que reúne a 200 multinacionales interesadas en trabajar para un futuro sostenible para las empresas, la sociedad y el medio ambiente.

No es casual que el título elegido para la cumbre de este año haya sido "Implementing Sustainability at Scale", lo que indica la posibilidad de aplicar la sostenibilidad como modelo de crecimiento escalable. Durante el evento los participantes (incluyendo a Paul Polman, CEO de Unilever, Mukund Rajan de Tata Son, Sunny Verghese de Olam International y Robert Swaak de PWC), discutieron temas como las ciudades y el transporte sostenible, la lucha contra el cambio climático, el uso responsable del agua y el respeto de los servicios de los ecosistemas.

Enel es una de las principales utilities internacionales que adhieren al WBCSD y participó en el encuentro con Luca Meini, Jefe Políticas Ambientales. Además de ser testigo de la filosofía Open Power del Grupo y la experiencia en la integración de la sostenibilidad en los modelos de negocio de nuestra empresa, Meini como coordinador dio inicio a la labor del Working Group WBCSD "Biodiversity Measurement, Valuation and Reporting”, una mesa creada por la organización para permitir que las empresas intercambien puntos de vista sobre cómo pueden comprometerse de manera responsable para proteger la biodiversidad en sus operaciones, con especial atención a un recurso fundamental como el agua.

"El objetivo del grupo de trabajo es comenzar un debate sobre la forma de evaluar y abordar las cuestiones relacionadas con la preservación de los recursos naturales y la biodiversidad, de la que depende la misma productividad agrícola y la funcionalidad de los diversos ecosistemas". Las grandes empresas como la nuestra, por tanto, hoy en día necesitan estudiar la manera de identificar los indicadores de biodiversidad para integrarlos plenamente en sus estrategias de crecimiento.

"Enel - observa Meini - está llevando a cabo varios proyectos de biodiversidad en el mundo, pero sus efectos se sienten sólo a nivel local, mientras que falta una visión global. La idea detrás del grupo de trabajo del WBCSD es entender cómo crear una conexión entre las diversas iniciativas para luego dar una visión general de los grupos de interés. El intento es definir una forma de medir y catalogar las prácticas y los resultados en términos cuantitativos, para darle una métrica propia a la biodiversidad, como se ha hecho, por ejemplo, para las emisiones de CO2. Consolidar una metodología para medir la integración en el negocio de las acciones de manejo y protección de los ecosistemas y el medio ambiente, incluso con respecto a la implementación de dos de los 17 objetivos de desarrollo sostenible de las Naciones Unidas - los SDGs 14 y 15 - dedicados a la biodiversidad de los océanos y terrestres (forestas y especies animales) ".

Consolidar una métrica para la biodiversidad quiere decir ayudar a las empresas a ser más sostenible en sus operaciones de negocios y sus acciones, integrando de manera más consciente la conservación de la biodiversidad en sus propias estrategias. Por otra parte, como afirmaba Gandhi, "son las acciones que cuentan. Nuestros pensamientos, por muy buenos que sean, son falsas perlas, hasta que no se transformen en acciones".